AJEDREZ. GLORIA Y AUSENCIAS EN LAS PISCINAS

El sábado 26 de octubre pasa a la historia como el día en que nadie podía jugar. Dicen los rumores que el «clásico» tenía algo que ver, aunque algún amante de la conspiración sugería que los rivales nos habían echado algo en la sopa, ya que terminaron compitiendo jugadores enfermos!

Tal fue la debacle participativa que en el equipo de Segunda tuvimos que avisar a nuestros rivales y a la organización que lamentablemente no podríamos presentar equipo debido a las bajas laborales y de salud que teníamos en todas las categorías. Ello nos obligó a subir al «chiki» David Beorlegui a Primera en su estreno en partidas lentas, sin duda un pequeño castigo ya que los jóvenes necesitan algo más de rodaje para enfrentarse en esas categorías.

PREFERENTE: SAN JUAN CONTRA ARRANO, VICTORIA TOTAL!

Ganaron todos los tableros! Ocho puntos que nos vuelven a colocar en el primer puesto empatado con Orvina, no obstante con peor calendario.

A pesar de la abultada victoria, la jornada tuvo de todo. Roi Reinaldo ganó con rapidez y se retiró a su casa debido a que todavía tenía algo de fiebre. Por suerte para nuestro primer tablero, el jugador del Arrano (Mikel Torres) entró en una apertura que recientemente había estudiado y no tuvo mucho que pensar para quedarse con buena ventaja.

Iñigo siempre quiere hacer la fina. Le cuesta hacer jugadas normales sin pensar que es la más exacta. Eso es bueno por su afán de apretar las posiciones, pero el exceso de perfeccionismo en determinadas posiciones nos puede dar algún susto, sobretodo si nos vamos quedando sin tiempo. En este caso, su juego fue perfecto, con alguna ayuda de su rival, Koldo Flores.

La polémica llegó en el tercer tablero. Un jovencísimo Ibai Ros se enfrentaba a nuestro Borja. El capitán quiere ponerlo siempre con negras para evitar que haga su carroña de apertura, pero en esta ocasión no hubo más remedio, jugó con blancas y se quedó medio tieso en la apertura. No obstante, Borja, ante el poderío de un rival teóricamente muy inferior, empezó a sospechar de que algo raro estaba pasando, sobretodo porque el jugador iba mucho al cuarto de baño con su móvil. En fin, después de unos momentos algo tensos, el rival dejó el móvil encima de una mesa y cuando ya tenía la partida bastante encarrilada terminó perdiendo por tiempo.

En el cuarto tablero al fin llegó Tetimov. El gran Tetimov, viajando en coche desde Bulgaria la noche anterior, durmiendo pocas horas, y enfrente contra un veterano de la guerra de los tableros, Joseba Otano. Como no podía ser de otra manera, Tetis fue cambiando todo lo que veía a tiro y llegó a un final que apretó, apretó, apretó… durante 5 horas! «Llegó un momento que no sabía si estaba jugando con blancas o con negras» dijo Tetis al terminar la partida, dado que su cansancio era lógico. Al final su rival se equivocó y victoria! Esto se puede definir como victoria por aburrimiento.

Las demás partidas fueron solventadas sin dificultad por los hermanos Perez y por Kiko. En el octavo tablero nos animamos a estrenar a nuestra joven promesa, Javier Lizuain, en la máxima categoría. Resulta que su rival no se presentó, dejando al chico sin jugar, pero con un punto en el bolsillo.

PRIMERA: SAN JUAN CONTRA OBERENA, derrota abultada.

Muchísimas bajas en el equipo hizo que sólo el «presi» pudiese arrancar un punto, perdiendo por 5 a 1 ante un equipo también con bajas.

En el primer tablero Daniel Pérez no pudo continuar con su juego brillante de la semana anterior y perdió sin mayor sufrimiento contra María Goñi.

Eduardo, sin embargo, se encaró en un final contra Javier Lasa, un 1800!, y apretó con solvencia sin dar ni una opción.Hay que hacerle la pelota al «presi» así que tenemos que alabar su brillante juego!

Miguel Adrian no consiguió remontar un gran error de apertura, mientras que Roberto Ezcurra, que tenía buena pinta, terminó perdiendo una posición igualada.

La clave surgió en los dos últimos tableros. Debido a las bajas los piscineros tuvimos que rescatar jugadores del equipo de segunda, en este caso a Nacho Sarriguren, en su primer partida de torneo de su vida, ocasionando lo que le podemos llamar la «partida de taberna». Nadie sabe qué se contaban, pero vamos, que toda la partida charlando con su rival, que si te dejaste una pieza, que si esta no la vi, que si ya te tengo machacado… en fin, una alegría de partida que contrasta con la habitual seriedad de los torneos de ajedrez. Finalmente, Salvador Casado, un auténtico veterano con muchas partidas a sus espaldas, se impuso a nuestro novel jugador no sin una fuerte lucha.

En el sexto tablero, otra promesa de San Juan se estrenó en partidas lentas. ¿Quién ha dicho lentas? David tenía un torpedo debajo del brazo y no fue capaz de pensar ni 5 minutos, mientras su rival poco a poco iba aceptando algún regalillo y gastando el tiempo que le corresponde. No pasa nada David!! A todos nos pasó en nuestra primera vez. Que se prepare tu rival, ya que no te volverá a ganar.

3 pensamientos en “AJEDREZ. GLORIA Y AUSENCIAS EN LAS PISCINAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.